viernes, 28 de abril de 2017

CHEESECAKE CON QUESO DE YOGUR

Más recetas de cheesecake, en mi blog, nunca falta, y en casa, aprovecho cualquier ocasión para prepararla, una comida familiar, un cumpleaños, o simplemente un antojo. Esta vez mi excusa ha sido un nuevo queso que he encontrado en el supermercado, queso de yogur griego, con menos calorías que el queso de untar, tipo philadelphia o mascarpone. La receta es la misma que ya conocéis los seguidores de mi blog, el resultado en cuanto a textura es el mismo que con cualquier otro tipo de queso, el sabor es más suave, menos pesado, os lo recomiendo sin duda. Aunque yo seguiré fiel a queso ricotta para este tipo de tartas, es el que más sabor aporta.

400 gr galletas 
80 gr mantequilla
600 gr de queso de yogur griego
400 gr nata
6 huevos
1 cucharadita de aroma de vainilla
200 gr leche condensada
Mermelada de frambuesas 

Thermomix

Pon las galletas en el vaso y tritura 5 segundos a velocidad 7-9. Añade la mantequilla y programa 5 min/80/vel 3.

Echamos la mezcla de galletas en el molde y extendemos para cubrir la base y los laterales, refrigeramos mientras preparamos la crema de queso.

Este cheesecake lo vamos a hacer al baño maría en el horno, así que antes de empezar con el relleno, ve poniendo una base o una bandeja con agua caliente. Pon el horno a 200ºC con calor arriba y abajo mientras seguimos trabajando. 
Pon los huevos en el vaso, y bátelos 30 segundos en velocidad 5. Añadimos la leche condensada, la nata, la vainilla , y el queso, mezclamos 30 seg/vel 5.

Sacamos el molde del frigorífico y echamos la crema dentro, metemos en el horno, y horneamos 60 minutos a 180º, con calor arriba y abajo, dejamos enfriar dentro del horno. 

Tradicional

Si no tenéis thermomix, podéis seguir los mismos pasos anteriores, pero utilizando la batidora de toda la vida, incluso para triturar las galletas.