domingo, 9 de octubre de 2016

LEMON PIE CON MERENGUE

Hoy os traigo un postre típico inglés, sus orígenes se remontan hasta el siglo XVI, en la Bretaña Medieval, la Reina Elizabeth de Inglaterra ofrecía el Lemon Pie en sus banquetes. La receta original no llevaba merengue, este empezó a añadirse en el siglo XIX. 

Una receta perfecta donde se combinan sabores dulces con el sabor amargo del cítrico. 


1 lámina de hojaldre o pasta brisa
100 gr. azúcar 
Piel de limón
350 ml. agua
150 ml. zumo de limón
3 yemas de huevo
50 gr. maizena
3 claras de huevo
200 gr. azúcar glass
4 gotas de zumo de limón
Pellizco de sal

Extendemos la masa de hojaldre sobre el molde, cubierto con papel vegetal previamente, pinchamos la masa con un tenedor para que no suba, horneamos a 200º hasta que esté dorada. Dejamos enfriar.


Trituramos el azúcar y la piel  de limón con  el robot de cocina. En un cazo ponemos el agua, el zumo de limón, las yemas, la maizena y el azúcar triturado con la piel de limón, ponemos a fuego bajo durante 10 minutos, batiendo con las varillas para que no se queme, ni se formen grumos. Muy importante no dejar de batir. Cuando este espeso, dejar templar, rellenamos una vez templado la tartaleta de hojaldre ya fría, Con una espátula extendemos la crema de limón para que quede lisa. 

Mientras termina de enfríar, preparamos el merengue. Montamos las claras de huevo a punto de nieve con un pellizco de sal y unas gotas de limón, vamos añadiendo poco a poco el azúcar, sin dejar de batir hasta que se formen picos firmes, y el merengue este consistente. 

Cubrimos por encima de la tarta haciendo picos con la ayuda de una cuchara. doramos con el soplete de cocina, espolvoreamos ralladura de lima por encima del merengue. 






Os aconsejo hacer esta tarta el mismo día que la vayaís a consumir, ya que es muy delicada de manejar.